Qué hacer si te lesionas entrenando

Qué hacer si te lesionas entrenando

Correr nos aporta una gran cantidad de beneficios: nos ayuda a estar en forma, es un magnífico entrenamiento cardiovascular para nuestro corazón haciéndolo más fuerte y resistente, nos pone en contacto con la naturaleza ofreciéndonos la sensación de libertad y desconexión de la vida diaria. Pero en el running no todo el camino está pintado de rosas. 

Son cada vez más las personas que llegar al gimnasio tras haber sufrido una lesión corriendo y, no sólo eso, los médicos dicen que si lo practicamos de la forma incorrecta, el running puede convertirse en uno de los deportes más lesivos tanto por la cantidad de accidentes que podemos sufrir en medio de un entrenamiento como por la gran masa de gente que se ha apuntado a la moda de salir a correr lo que hace que la probabilidad de que aparezca en la consulta del medico una lesión de un corredor es mucho mayor que hace unos años.

Durante las carreras solemos encontrar puntos de avituallamiento cada pocos metros con personal médico incluso como espectador del evento pero, los verdaderos problemas aparecen cuando la lesión la sufrimos en medio de un entrenamiento. Sobretodo si estamos solos y no hay nadie cerca.

Debemos tener en cuenta que no todas las lesiones provocadas por el running aparecen repentinamente en medio de un entrenamiento, sino que hay muchos problemas que van surgiendo progresivamente y van empeorando a lo largo de los días sin darnos muchas pistas del momento en el que comenzó, pero este tipo de problemas a largo plazo los dejaremos para otro día.

Hoy, aprovechando que he sufrido una lesión de lo más tonta, he pensado que es un buen momento para presentaros algunos de los problemas más comunes con los que nos podemos encontrar en medio de un entrenamiento junto a unos simples consejos sobre cómo actuar:

Esguince

No solo en terrenos inestables como los caminos de trail running nos puede producir un esguince. Un simple escalón nada más salir del portal puede jugarnos una mala pasada y hacer que nuestro tobillo todavía frío no aguante una pisada inesperada.

Esta lesión es la más común y se distingue por un fuerte dolor en el mismo momento seguido de la hinchazón de la zona e, incluso, moretón. 

Tanto si es en tobillo como en rodilla lo primero que deberíamos hacer es aplicar hielo sobre la zona. Si estamos en la cuidad será fácil acudiendo a cualquier bar pero sino recurriremos a lo más frío que tengamos a mano como agua fresca de una fuente hasta que consigamos algo recién salido del congelador.

El hielo nos ayuda a impedir que la zona afectada se inflame demasiado y hace que se reduzca el flujo sanguíneo frenando la acumulación de líquido de los tejidos blandos.

Calambres

Seguro que alguna vez has parado tu trote dando saltitos a una pierna por un calambre. Normalmente este dolor tan característico suele darse en músculos grandes como cuadriceps pero también es común en gemelos y femorales ya que son grupos musculares que están trabajando continuamente en nuestro entrenamiento pero tampoco los dejamos descansar en el día a día.

Ante un calambre lo primero que debemos hacer es estirar la zona intentando estirar el músculo para favorecer la circulación de nutrientes y de deshechos acumulados que son los que provocan esa desagradable sensación.

Empieza estirando suave y aumente la intensidad según vaya desapareciendo el dolor.

Heridas

Un resbalón o un tropiezo es de lo más normal si pasas varias horas a la semana corriendo. La mayoría de las veces no tendremos consecuencias o, simplemente, un rasguño. Pero, en ocasiones, va un poco más allá, nos hacemos una herida y empieza a sangrar. En estos casos lo más útil es coger cualquier prenda que tengas a mano y presionar la herida hasta que consigas un kit para curar la herida o puedas ir a urgencias si es grave.

Todos estos consejos no son más que eso, consejos y, en ninguno de los casos, sirve para solucionar el problema, simplemente para atender inmediatamente la posible lesión hasta que nos pueda atender un especialista o logremos llegar a casa.

¿Podéis contarnos algún momento que hayáis tenido que usar los primeros auxilios en un entrenamiento?

Posted on 14/08/2018 Home, Entrenamiento, Consejos y... 781

Blog categories

Blog search

Visto recientemente

No hay productos

Menu