Si eres runner cuida tu cadera

Si eres runner cuida tu cadera

La cadera es la mayor articulación del cuerpo humano y es el principal motor de fuerza y de energía de los movimientos del tren inferior. La cadera estabiliza el cuerpo y además refleja la fuerza del core hacia las piernas.

El fémur, anclado a la cadera está rodeado de un tejido conectivo formado por los músculos y tendones más grandes y gruesos como el femoral o los glúteos que hacen de esta articulación la más robusta y firme del cuerpo.

La cadera debe cumplir con dos requisitos para que se considere saludable: movilidad y estabilidad. Ninguna es más importante que la otra por lo que no podemos abandonar ninguna de las dos ya que cualquier problema tiene consecuencias en nuestro entrenamiento pero también en la vida diaria.

Aquellos que trabajamos con deportes explosivos como los velocistas, principalmente notaremos esta falta de movilidad o de estabilidad en el rendimiento físico. Muchos deportistas (hombres en su gran mayoría) sufren amnesia glútea. Se conoce por este nombre a la dificultad para emitir toda la fuerza de los músculos que forman el glúteo debido a algún tipo de restricción en la cadera.

Independientemente de que notemos o no notemos las consecuencias a la hora de hacer deporte hay algo que notaremos como consecuencia directa de un problema de la cadera (en este caso la falta de movilidad), me refiero al dolor. Es posible que notemos dolor en músculos y zonas que aparentemente no están ligados a la cadera como la lumbar ya que la falta de movilidad puede hacer que el cuerpo intente compensar esta carencia mediante la introducción de otros grupos musculares en movimientos que normalmente no intervienen provocando sobrecargas.

¿Cómo mejorar la movilidad de cadera?

Para empezar deberás eliminar (o al menos descansar durante una temporada) de los hábitos que te han llevado a esta situación ya sea el sobreentreno, la falta de estiramientos o pasar demasiadas horas sentado. Antes de buscar ninguna solución vamos a empezar por reducir aquello que nos hace mal ya que si no reducimos su actividad no podremos solucionarla con una sesión dedicada a la movilidad de cadera 10 minutos por mucho que lo hagas todos los días.

Algunos de los errores que solemos cometer y afectan directamente a nuestra cadera son:

-         Estar demasiado tiempo sentado. Es importante que si trabajas en una oficina o en algún puesto que requiera pasar largas jornadas sentado te asegures de darle movimiento a tus piernas antes o después. El hecho de pasar mucho tiempo sentado hace que los flexores de la cadera se acorten debilitando los glúteos, combinación muy peligrosa para el bienestar de nuestra principal articulación.

-         Flexionar demasiado la espalda y olvidarse de la cadera. Lo más normal es doblar el torso cuando nos acercamos al suelo a recoger algo o cuando estamos sentados e intentamos llegar a algo por delante de nosotros. Esto no debe ser así ¿cuántas veces has escuchado que no debemos coger nada del suelo inclinando el cuerpo hacia deltante sino haciendo una sentadilla? Nuestra espalda no está diseñada para este tipo de movimientos, para eso tenemos una gran articulación que nos mermite un gran rango de movimiento.

-         Falta de movimiento: Intenta hacer movimientos que están lejos d elo cotidiano todo el día. Realizar todos los días los mismos movimientos es tan peligroso como no hacerlos. Hacer bicicleta estática como único deporte, cruzar las piernas, máquinas de gimasnio en las que sólo estás sentado… Demeos elegir ejercicios que trabajen la cadera en rangos fuera de lo común como sentadillas sumo o elevaciones laterales de cadera.

Posted on 02/09/2019 Home, Running, Entrenamiento, Consejos y... 538

Blog categories

Blog search

Visto recientemente

No hay productos

Menu